EL MITO DEL GUERRERO

Teatro chino en Warlords Con un presupuesto holgado y muchas expectativas en sus espaldas, Warlords (2007) es una súper producción que convocó a tres grandes astros del cine asiático: Jet Li, Andy Lau y Takeshi Kaneshiro. Aunque su propósito es hacer saltar la taquilla y clavar algunas medallas en su pecho, también intenta respetar los tres axiomas del cine oriental: belleza, acrobacias y violencia.

En occidente, el nombre de Peter Chan dice poco, apenas se lo asocia con una comedia musical de medio pelo llamada Perhaps Love (2005). Este director hongkonés cobró cierta notoriedad al desempeñarse como asistente de dirección de John Woo. Pero quizás Chan no sea tan bueno con la cámara como muchos suponen, no es casualidad que el filme lo co-dirija Wai Man Yip, un tipo más ducho al arte de los planos. Lo que nadie puede dudar es que Chan sea una persona respetada en Hollywood por su astucia como productor. Es uno de los responsable del éxtio de The eye, tanto de la versión original de los hermanos Pang (2002) como de la Norteamericana (2008) y de otros clásicos de terror como Dumplings (2004) y Three... Extremes (2004).

Así que la idea con Warlords es lograr un producto respetable, pero también trazar un puente entre dos grandes capitales de la industria del cine. No es capricho de nadie que en algunas partes de un filme que cuenta las vivencias de la Dinastía Manchú de China, se hable de crucifijos y se mencionen los milagros de Jesús con los panes. El mensaje que ronda entre líneas es: cualquier aproximación entre ambas culturas, será agradecido por los inversores. Y que mejor que un peón como Peter Chan para establecer el nexo.

De qué va. Esta remake de The Blood Brothers (1973), de Zhang Che, narra las peripecias de tres hermanos de sangre que deciden unirse al ejército de su país, para impartir justicia y combatir la hambruna que azota la región.

Al hueso. Ni tan sutil como Héroe (2002), tan despiadada como Ichi the Killer (2001) o abier
tamente comercial como El último Samurai (2003), Warlords es una síntesis Andy Lau, Takeshi Kaneshiro y Jet Lide estos tres títulos. Y si bien el desarrollo de la épica por momentos hace que, salvo aquellos que tengan un Master en historia China, se priven de seguir el argumento, estos no es un impedimento para ser partícipe de una trama divertida, filmada con cierta coherencia estética y pensada para agradar a todo tipo de público. El hecho de que los tres actores protagónicos sean rostros reconocibles ayuda para no sentirse ajeno a la ficción. Otros aspectos occidentalizados que ofrece la producción son la música, que en algún punto se toca con Gladiador (2000) y la cantidad de extras utilizados para cada escena, algo que rememora a colosos de la época dorada como Ben-Hur (1959).

En definitiva. Entretenida de principio a fin, con un argumento millones de veces contado y escuchado, pero con gran despliegue visual. Perfecta para los amantes de las gestas épicas.

Score: 6/10




TITULO
: Tau ming chong
ORIGINAL: The Warlords
ESTRENO: sin fecha en Argentina
ORIGEN: China, Hong Kong (hablada en Mandarín)
AÑO: 2007
DURACION: 127 minutos.
DIRECTOR: Peter Chan + Wai Man Yip
REPARTO: Jet Li, Andy Lau, Takeshi Kaneshiro, Jinglei Xu
GUION: Tin Nam Chun, Junli Guo, Jiping He, Jianxin Huang, Jo Jo Yuet-chun Hui, Oi Wah Lam.
MUSICA: Kwong Wing Chan, Peter Kam, Leon Ko
FOTOGRAFIA: Arthur Wong
WEB OFICIAL: http://www.warlordsthemovie.com/
Al RSS

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Donde mueren las palabras