ARDE LA CIUDAD

el inicio del caos en CloverfieldSi alguien pretende sorprenderse con Cloverfield luego de ver algún avance, ojear la crítica o escuchar los cometarios, es probable que se lleve una decepción, porque seguramente, queda poco por agregar. En cambio, quienes lograron vacunarse contra el virus del marketing encontrarán un producto pasajero, bien producido y con mucho vértigo.

Una de las principales armas con las que amenaza el filme de Matt Reeves es la sorpresa. Porque aunque atesore un presupuesto faraónico y derroche efectos de abundancia, la trama se puede resumir en pocas ideas. Pero también es cierto que hay que vender el producto y si no se arriesga nadie gana. Y el gran perjudicado no es el estudio, que ya cortó su tajada, sino el espectador que pagó su billete y recibió a cambio una prenda usada.

Lo mejor que tiene, además de aquello que no corresponde adelantar, es la forma en la que está narrada. Porque la historia evoluciona desde una perspectiva en primera persona. Esta mirada subjetiva de la cámara que ya fue mostrada en The Blair Witch Project (1999) encuentra en Cloverfield, una fresca alteración. Porque mientras en la primera había escenas que enfocaban al cronista filmando, en el filme de Reeves sólo se revela lo que sale del lente de la cámara. El mundo del espectador se reduce a los movimientos de quien registra el hecho, lo que implica que también va a experimentar los golpes y sufrimientos de quien transporta el objeto. Y la sensación, es muy similar a viajar en el primer asiento de la montaña rusa.

De qué va. Rob es un yuppi que en unos días viajará a Japón para ocupar un cargo importante en una empresa. Su hermano con algunos amigos le prepara una fiesta sorpresa como despedida. Pero en mitad de la reunión se produce un apagón general en New York y el caos se desata.

Al hueso. Si esta misma película la hubiera filmado un estudio independiente, con un aparece la gran amenazapresupuesto acotado y sin efectos, se hablarían maravillas de ella. Pero la realidad es que quien está detrás es una gran productora, con Jeffrey Abrams (sí, el J. J. Abrams que desató el furor de Lost) a la cabeza. Lo más valiente que tiene Cloverfield es que no duda en asumir riesgos y aparenta ser un proyecto experimental, una filmación casera, con un elenco desconocido que en realidad, cuesta millones de dólares. Y también es cierto que para levantar ese combo de horror, fantasía y destrucción queda en deuda con cuanta película de bichos haya merecido éxito. Pero como dice el buen ladrón, robar lo hace cualquier, el desafío es hacerlo y que nadie se entere. Y algo de esto hay en la película. A mitad de camino entre el homenaje y el plagio, se pasea por esa delgada cornisa si inclinar el cuerpo hacia ningún lateral. Y al finalizar, uno se levanta con esa rara sensación de haber visto algo que muchos prometieron, pero que nadie se había animado a contar.

En definitiva. Para aquellos que en lugar de especular prefieren sentir la película. Corta pero efectiva, dinámica y sin demasiadas variaciones.
Score 6/10



TITULO: Cloverfield - Monstruo
ORIGINAL: Cloverfield cartel alternativo de Cloverfield

ESTRENO: febrero de 2008 (en Argentina)
ORIGEN: Estados Unidos
AÑO: 2008
DURACION: 82 minutos
DIRECTOR: Matt Reeves
REPARTO: Lizzy Caplan (Marlena), Jessica Lucas (Lily), T.J. Miller (Hud), Michael Stahl-David (Rob), Mike Vogel (Jason), Odette Yustman (Beth)
GUION: Drew Goddard.
PRODUCCION: J.J. Abrams y Bryan Burk
FOTOGRAFIA: Michael Bonvillain
WEB OFICIAL:
www.cloverfieldpelicula.com.ar
Al RSS

Más estenos y cartelera de cine


5 comentarios:

Anónimo dijo...

Muy buen film creo que el verdadero protagonista no es el bicho, sino las relaciones entre los personajes que se van creandoy contemplando que en una situacion critica no uno tiraria la camra y saldria corriendo aui el cameran sigue fiel cual reportero de guerra, merece un gran aplauso medallas y un beso

Anónimo dijo...

la ultima imagen es la mano que esta en punta del este en uruguay ajjajajaaj

Anónimo dijo...

muy buena pelicula apesar de que no es como a todo el mundo le gusta con un mounstro visto desde puntos de vista que uno jamas lograria ver es mas real, ademas no es como toda pelicula gringa en la que hay super heroes o fursas descomunales que logran salvar a todos y destruir al malvado mounstro al contrario la pelicula muestra en verdad como serian las cosas si una especie de tragenia asi ocurriera y lo indefensos que somos

Anónimo dijo...

A mí me encantó la peli, la recomiendo.

Sabes a que me suena?? de alguna manera me recuerda muchisisisimo a esos vídeos caseros que están pasando del desconcierto de1 11/09, tanto de la gente como de las autoridades. Creo que la identificación no se hizo para nosotros, sino para esos yanquis dagnificados, algo así como la psicologia con títeres de media, viste?

Está buena la peli. Es como caperucita roja, pero contado por el lobo.

Pero la galana no me gusta como actúa, menos mal que casi no hace nada.

Rocky_(H) dijo...

El montruo seve muy real, muy buena pelicula.

Publicar un comentario en la entrada

Donde mueren las palabras